Un tipo distinto de biólogo

Hay imágenes que, sin querer, se quedan grabadas en la memoria de tal forma que luego las vemos aparecer en los lugares más insospechados. La manera en que se producen conexiones entre ideas o imágenes en el interior recóndito del cerebro es algo que me fascina. La racionalización de estas confluencias arbitrarias llega –si es que llega– un largo rato después de que el subconsciente nos las haya presentado en forma de lúcidas alucinaciones. Me pasó algo así hace un par de días. Antes de salir de casa para visitar una exposición, estuve reposando la comida en el sofá mientras veía un documental sobre naturaleza. Una hora más tarde, entre los borbotones de color de los grandes cuadros abstractos de Carlos León (Ceuta, 1948) empezaron a revelárseme plumajes de casuarios australianos.

Por momentos me vi mirando un gran tríptico a la entrada de la exposición como quien mira nubes en el cielo, tratando de descubrir formas humanas o animales. Quedarse en eso, sin embargo, en buscar figuras familiares entre los manchurrones abstractos, es no entender que ésta es una pintura de gran densidad. Los cuadros de Carlos León son evocaciones, no descripciones. También por eso, creo, no hay interpretaciones equivocadas. Estas abstracciones pueden ser muchas cosas. Lo que me sugieren a mí puede ser completamente distinto de lo que le sugiere al espectador que tengo al lado, y sin embargo ambos coincidiremos en que eso que miramos tiene una capacidad evocadora que es, en definitiva, lo que hace que lo llamemos arte. En los cuadros de Carlos León yo veo plumajes, flores, paisajes, manchas de sangre. Todos tienen una decidida presencia orgánica, de materia viva.

¿Por qué viene a la mente la palabra “barroco” al mirar detenidamente estas composiciones? Quizá por su manera de deleitarse en la forma plástica pura, en la curva y la contracurva, en la densidad de la materia. Carlos León barre los pegotes de color directamente con los dedos, consiguiendo unos efectos que difícilmente podrían alcanzarse con un pincel o una espátula. Es quizá por el efecto nebuloso que se consigue con ese difumino manual que estos cuadros parecen estar abiertos a tantas interpretaciones.

Efectos nebulosos pero también acuosos. De todas las cosas que me evocan los cuadros de Carlos León, la que más me atrae es la de gotas de tinta o de sangre disolviéndose lentamente en agua. De nuevo, técnica y estética son inseparables. La de Carlos León es, sin duda, una pintura gestual, pero no la de un Franz Kline o un Pollock. Cuando uno mira los cuadros de mayor densidad pictórica de Carlos León, las manchas de color se muestran inestables, hay una reverberación que hace pensar que la pintura de algún modo sigue viva, que, de manera extenuantemente lenta, las manchas siguen moviéndose aunque allí ya no haya un pintor que las dé forma. Está claro, estas pinturas sonde todo menos motivos decorativos.

El carácter vivo y orgánico de las pinturas de Carlos León es lo que me hace volver a pensar en el documental que vi antes de acudir a su exposición. No tiene nada que ver con que sus cuadros muestren similitudes con tal o cual elemento de la naturaleza. Carlos León es un tipo distinto de biólogo: sobre una superficie plana y mediante puras manchas de color, parece ser capaz de recoger poéticamente toda la variedad animal y vegetal que los documentales exhiben de manera necesariamente racional y descriptiva. Sus cuadros no educan ni ilustran, son invitaciones a que cada cual extraiga del fondo de su memoria sus propias interpretaciones. Sean éstas las que sean, no hay duda de que las obras de Carlos León poseen la multiplicidad de lecturas que caracterizan al arte con mayúsculas.

Carlos León. Pink Requiem. Sala Alcalá 31. Alcalá, 31. Madrid. Hasta el 22 de noviembre.

In English

leon
Pink Requiem 5 (2010). Óleo sobre dibond, 236 x 186 cm.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s