Contrapunto plástico

La única escultura abiertamente figurativa que hay en la exposición de la galería Elvira González es muy pequeña y hace falta acercarse mucho para ver el gesto que porta ese hombrecillo sentado. Aunque no lo indique el título, tiene toda la pinta de un Ecce Homo, un tema aprovechado a lo largo de la historia…